Páginas

lunes, 4 de julio de 2011

Instante

Ignorando leyes gravitatorias
asciendo hasta la nada
para descomponerme en ella.
Me pierdo en la amplitud de un pensamiento absurdo.
Renuncio a la existencia
convencido de lo inútil de la permanencia como fin.
No pensar para no existir,
no existir para no sentir.
Dejo que todo se desvanezca,
que se diluya,
el vacío en el vacío,
¿la nada o la plenitud?
Apenas dejo un rastro de cenizas
...y vuelvo a empezar de nuevo.
JcS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada